Andiamo in Italia (III). Rieti.

Escrito por

Castel San Pietro Sabino(3)El día comenzó con un café para llevar y un andén de tren. Será que somos raros, pero nos encanta haga frío, calor, llueva o lo que el tiempo quiera. De Venezia Mestre hasta Roma Tiburtina para enlazarnos posteriormente hasta Poggio Mirteto Scalo y llegar a Rieti donde nos esperan. El tiempo en el tren es una gozada cuando se va sin prisa, con el gusto de mirar por la ventanilla.  Además en Italia más vale que no seas muy riguroso con el tiempo estimado porque siempre tendrás unos minutos más de viaje con sus retardos normalizados de los cuales TrenItalia pasa en sus locuciones como si nada. De nuevo en Roma tras cinco días intensos para coger un tren de súbito y marcharnos hacia la provincia de Rieti.

LLegamos a Poggio Scalo, tras la bienvenida decidimos hacer la espera en el bar de la estación de tren. Pedimos capuccinos con lo que seguimos poniendo a prueba el café en Italia sin encontrar un mal trago. Llegó “la Uno”, así es como llaman con todo el cariño  al Fiat Uno que nos hizó reccorrer las curvas y algunos pueblecitos de la provincia de Rieti. En el primer tramo pasamos por Ferruti y Bocchignano para llegar a donde tendremos nuestro refugio: Castel San Pietro Sabino. Las persianas verdes que luego nos dieron tantas vistas de buena mañana desde la carretera se veían diminutas. Tras subir la ladera con el coche llegamos al hogar que recibió nuestra visita.  A la tarde y tras tomar una carbonara casera buenísima  dimos una pequeña vuelta por el pueblo, calles de piedra, mucho silencio y tranquilidad. Bajamos hacia la zona del cementerio donde nos enseñaron los frescos mal conservados de su  antigua capilla, ya en desuso. Nos chocó como al caer la luz en los nichos, por lo general muy bien conservados, lucía a modo de vela una lucecita que da al lugar un mayor recogimiento. Es posible que esta tradición venga de los antiguos altares romanos que éstos tenían en casa por veneración al Dios de su Casa y a sus antepasados.  Ya se hacía de noche y tras un camino de vuelta marcado por la bella luz renacentista italiana, como algunxs dicen por allí, llegamos a casa. La cena copiosa, animosa y con una variedad brutal de quesos y embutido italiano fue un homenaje perfecto para lxs cuatros que disfrutamos de ella.
Castel San Pietro Sabino (1)
Al día siguiente tras el olor de la cafetera de moka disfrutamos el desayuno con unas vistas que no podremos olvidar. Nos preparamos para bajar al campo donde las gallinas, gatos, albaricoques y olivos nos harán reflexionar. Y es que en las cosas más sencillas siempre se encuentra una enseñanza para comprendernos tal y Castel San Pietro Sabino (2)como somos. La mañana fue divertida, con momentos para reírnos de nosotrxs mismxs al intentar hacer volver a las gallinas a su corral pero tan auténticos como para ver por primera vez, aunque suene absurdo, como  una gallina ponía un huevo. Tras respirar tranquilidad y con las tareas hechas subimos, tan contentxs y con los huevos del día, hacia la casa. La sobremesa se extendió el café, siempre rico, y la buena conversación obtienen este resultado. Decidimos ponernos en marcha y visitar Fara in Sabina.

Un pequeño pueblo en colina, amurallado y con una amplísima perspectiva sobre la provincia de Rieti, que pudimos observar desde la plaza de la Iglesia de San Giacomo. Lástima que la luz ya hubiera caído para poder divisar con más precisión el gigante horizonte que teníamos delante. En la vuelta por el pueblo también pudimos ver el monasterio de clarisas y sobre todo su inmensa muralla. Antes del camino de vuelta decidimos tomarnos una cerveza cayendo en el error de elegir a la que posiblemente era la única escocesa de la nevera. Eso sí, nuestra primera cerveza Tennent’s nos estuvo buenísima. 

En Castel San Pietro pudimos escucharnos, caminar, coger sol, también bastante  aire, leer desde una terraza que nos exponía a la provincia de Rieti muchas cosas similares a las que en la vida cotidiana hacemos pero siempre con esa prisa ajena que de manera absurda hacemos nuestra.

 

Frasso Sabino(1)

La siguiente visita fue Frasso Sabino y Toffia dos pueblos de origen medieval  ubicados estratégicamente en lo alto de una colina cuyo modelo de construcción basado en la piedra y en una zona amurallada tenía por elemento destacable estar sembrada de casas, patios y plazas donde la decoración particular de cada rincón contrastaba con las diferentes tonalidades de grises de la piedra. En Frasso tuvimos, tras recorrer minuciosamente sus calles en la zona amurallada, la ocasión de vernos minúsculos junto al Castello Sforza Cesarini. Su inmensa torre del homenaje data del SXIV-XV y que aunque haya sufrido varias  restauraciones aún mantiene unas características en su estructura similares a las de su época de origen.  Toffia(1)Tras Frasso fuimos a Toffia, entramos a su zona amurallada por la porta maggiore y ya dentro empezamos a deambular por sus callejuelas en un sube y baja de escaleras que daban por ejemplo a un patio abierto lleno de gatos y de nuevo allí el desenfado y la decoración atrevida  entre los colores grises. Así, llegamos a un momento muy esperado: la cena en Il Cantinone en Castelnuovo di Farfa, un restaurante italiano auténtico fuera de imitaciones donde los manteles de cuadros verdes y blancos de sus mesas no eran marketing sino tradición.

Al día siguiente llegó el momento de, esta vez sí, hacernos retomar Roma tras nuestra primera visita en 2014. Pero antes de todo, no podíamos dejar atrás Poggio Mirteto sin tomarnos un café. Bajamos en un vacío y rápido autobús desde Castel San Pietro, al llegar a Poggio la lluvia y las obras de la zona de la parada parecían querer darnos una impresión más negativa de lo que tras pasar al casco antiguo luego nos llevamos. Nuestro experiencia en Rieti fue medieval y grisácea pero a la vez colorida y viva. Disfrutamos con su luz renacentista, de sus calles con historia, de sus pueblos amurallados, de su tranquilidad, de su aire y sus panorámicas vistas. Ya, en el tren hacia Roma, nos preguntamos qué nos ofrecería visitarla por segunda vez.  

Castel San Pietro Sabino(6)

Medios

Andiamo in Italia. Rieti.
Viaje a Italia. Rieti, Lazio, Roma.
Aquí comienza tu camino a la jungla. Inscríbete a nuestra newsletter.
Please wait
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
Más información De acuerdo